Cancer de piel. Cómo evitar que el sol se convierta en un riesgo

Pormagdaall

Cancer de piel. Cómo evitar que el sol se convierta en un riesgo

El cancer que con más rapidez está aumentando en todos los grupos de edad es el cancer de piel.

El sol nos ofrece beneficios para nuestra salud. Nos aporta vitamina D que es necesaria para mantenernos saludables y mejora nuestro estado de ánimo. Hay que tener en cuenta que, con una exposición de 15 minutos al día, es suficiente para recibir la cantidad diaria recomendada de vitamina D.

Con exposiciones largas, el sol puede hacernos daño a corto y largo plazo. A corto plazo, podemos arriesgarnos a sufrir quemaduras, fotodermatitis, manchas, fotoinmunosupresión (herpes labialis) o fotosensibilidad. A largo plazo, el exceso de sol se va registrando en la piel y acelera el envejecimiento de la piel y puede provocar cáncer.

Los responsables de todo esto son los rayos ultravioletas (UV):

  • UVB. Afectan a la epidermis. Son los que estimulan el bronceado y los responsables de quemaduras y daños cutáneos. Son especialmente dañinos al mediodía.
  • UVA. Esta radiación es la más peligrosa. Presente todos los días, incluso en días nublados. Penetran en la dermis (capa profundad de la piel). Son los responsables de los daños a largo plazo.

Por todo ello, es imprescindible tomar precauciones:

  • fotoprotección
  • exploración de lunares
  • visita al dermatólogo ante cualquier signo sospechoso

Si lo que queremos es lucir un aspecto bronceado, hay una gran variedad de bronceadores sin sol (cremas autobronceadoras, aerosoles o pastillas). Siempre con cuidado para no presentar un color anaranjado en nuestra piel.

Prevención del cancer de piel

cancer de piel

  • No exponerse al sol sin fotoprotección. Si vamos a pasar tiempo al sol, debemos usar protector solar, ropa protectora, gafas de sol y gorra. Elegir un protector que proteja tanto de los UVB como de los UVA. Los más recomendables son los que utilizan filtros físicos, pues no son absorbidos por la piel. Actúan reflejando la luz ultravioleta. Muy recomendables para las personas que reaccionan ante agentes químicos o pieles muy sensibles.
  • Evitar el sol en las horas centrales del día (12:00 a 17:00 h.). Si no fuera posible, tener muy en cuenta la anterior recomendación.
  • No exponer al sol a menores de 3 años. Su piel es muy sensible y delicada. Su sistema defensivo se está formando.
  • Autoexaminar lunares o manchas. Comprobar si aparecen nuevos o si cambian de tamaño, color o forma.
  • Tener cuidado con algunos medicamentos y cremas que pueden ser fotosensibles.
  • Prescindir de las cabinas de bronceado de rayos UVA.

Gracias por compartir!

Sobre el autor

magdaall administrator

Detrás de magdaall hay una persona llamada Magdalena. Hace ya casi 3 años que inicié la aventura de dedicarme a productos para alergias e intolerancias alimenticias. Aunque el camino es muy duro, es gratificante aprender cada día un poquito más sobre el tema y poder compartir estos aprendizajes con vosotros. Sólo tengo un objetivo: "ofrecer lo que realmente necesitáis, no otra cosa". Gracias por estar tras la pantalla y deseando conocer vuestras sugerencias y opiniones.

Deja un comentario