Archivo de etiquetas consejos

Pormagdaall

Dieta sin huevo: aspectos importantes que debes tener en cuenta

El hecho de ser alérgico al huevo conlleva seguir una dieta sin huevo. ¿Cómo se trata esta alergia?¿Qué caracteriza la dieta exenta de huevo?¿Qué términos me indican que un producto puede llevar huevo en una etiqueta?

sin huevoTratamiento de la alergia al huevo

Actualmente, el único tratamiento preventivo para las reacciones ante la ingesta de huevo, es seguir una dieta sin huevo (exenta de huevos y derivados de los mismos).

Si, a pesar de seguir la dieta exenta de huevo, se presentase alguna reacción, lo fundamental es tratar los síntomas. Utilizaremos antihistamínicos , broncodilatadores y adrenalina (en caso de anafilaxia).

En los últimos años, en la alergia al huevo, se está comenzando a utilizar la desensibilización.

Dieta sin huevo

El huevo se presenta en multitud de productos: productos de pastelería, pan, pastas, fiambres, patés, helados, salsas… Incluso en algunos cereales de desayuno, cafés cremosos y vinos o cervezas aclarados con clara de huevo.

Una dieta exenta de huevo supone evitar la ingesta del mismo en cualquiera de sus formas:

  • Como ingrediente
  • En pequeñas cantidades no declaradas (actuando como elemento secundario: emulsionante, clarificador…)
  • Como consecuencia de una contaminación cruzada: menaje de cocina, aceite de freír…

Precauciones en una dieta exenta de huevo

Es preciso leer bien las etiquetas de los productos y reconocer los distintos términos bajo los que pueda aparecer:

  • Huevo deshidratado; huevo granulado; huevo en polvo, huevo enterosin huevo
  • Clara de huevo; clara en polvo o granulada
  • Yema de huevo
  • Albúmina
  • Coagulante
  • Emulsuficante
  • Globulina
  • Lecitina o E-322 (si no especifica de donde procede)
  • Livetina
  • Lisozima
  • Ovalbúmina
  • Ovoglobulina
  • Ovomucina
  • Ovomucoide
  • Ovotrasferrina
  • Ovovitelina
  • Albuminato de sílice
  • Simplesse (producto que se utiliza como sustituto de la grasa, preparado a partir de la clara de huevo)
  • Vitelina
  • E-161b (luteína, pigmento amarillo)

sin huevo¡Presta atención a jabones y medicamentos también!

Es preciso leer las etiquetas de los productos cosméticos (jabones, geles, champús) y de los medicamentos para evitar sustos innecesarios

Pormagdaall

Alimentacion preventiva de enfermedades. ¿Es eso posible?

Son muchos los estudios que analizan la alimentacion preventiva de determinadas enfermedades, es decir, que investigan sobre el carácter preventivo de nuestra alimentación sobre la aparición de enfermedades.

1.- Por un lado tenemos una serie de estudios centrados en las enfermedades crónicas.

alimentacion preventivaEnfermedades crónicas: aquellas de larga duración y progresión lenta (diabetes, enfermedades cardiacas, enfermedades respiratorias o cáncer)

Estos estudios son unánimes a la hora de afirmar que estas enfermedades están muy relacionadas con el estilo de vida y, por consiguiente, con la alimentación.

2.- Por otro lado, tenemos los estudios que se centran en la influencia de la nutrición sobre el buen funcionamiento del sistema inmune. Desde este contexto, se afirma que:

«Una malnutrición, tanto por defecto (alimentación pobre en vitaminas o minerales), como por exceso (abuso de calorías, azúcares o grasas saturadas), influye en el buen funcionamiento del sistema inmune»

¿Cómo debe ser una alimentacion preventiva de enfermedades?

  • Elegir una alimentación natural: «De la naturaleza, relacionado con ella o producido por ella sin la intervención del hombre«. La idea que se quiere transmitir es que es necesario incluir en nuestra dieta un gran número de productos mínimamente procesados. De esta manera descartar los productos preparados y con aditivos. Los productos orgánicos, son una buena elección en este sentido.
  • Potenciar una alimentación nutritiva. Aunque los alimentos han de aportarnos tanto energía como nutrientes, el ritmo de vida actual, hace que no sea necesario tanto aporte calórico. Por tanto, se debería aumentar el aporte de nutrientes y reducir el calórico.alimentacion preventiva
  • Apostar por una alimentación antiinflamatoria. Tomar medidas como:
    • Elegir grasas polinsaturadas
    • Mantener el nivel de glucosa (reduciendo el consumo de azúcares y harinas refinadas)
    • Elegir hidratos de carbono procedentes de cereales integrales, verduras y frutas.
    • Consumir antioxidantes (vegetales coloridos)

Problemas de salud derivados de una mala alimentación

  • Mayor riesgo de padecer ciertas enfermedades crónicas: diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares, cáncer…
  • Problemas del sistema respiratorio.
  • Puede favorecer algunos trastornos del estado de ánimo como, por ejemplo, la depresión.
  • Algunos estudios recientes apuntan a indicios que relacionan la mala alimentación con el riesgo de padece demencia (demencia vascular o demencia a causa de la enfermedad de Alzheimer).
Pormagdaall

La alergia a frutas y verduras. Alergenos en la naturaleza

A pesar de ser productos naturales, las frutas y verduras también producen reacciones alérgicas. La alergia a frutas y verduras son reacciones adversas a las proteínas de las mismas con intervención del sistema inmune.

Estas proteínas son resistentes al cocinado o procesado. De ahí que podemos tener síntomas al ingerir productos que las contengan: yogures, zumos, mermeladas…

Podemos encontrar frutas y verduras ocultas en alimentos tales como:alergia a frutas y verduras

  • Aromas (medicinas, chucherías, pasta de dientes…)
  • Yogures y algunos postres
  • Zumos
  • Macedonias
  • Potitos
  • Cereales, chocolates, tartas, helados, gelatinas (con frutas)
  • Frutas escarchadas
  • Frutas desecadas (orejones)

Sintomatología de alergia a frutas y verduras

Los síntomas suelen aparecer de manera inmediata, en el transcurso de la primera hora tras su ingesta.

Los síntomas más frecuentes son los orofaríngeos:

  • Picor en la boca
  • Ronquera
  • Edema en labios, lengua…

Sin embargo, no se puede descartar que se puedan desarrollas reacciones más graves, incluso anafilaxia. En estos casos extremos es necesario utilizar el inyector de adrenalina.

Alérgenos

El mayor porcentajes de reacciones alérgicas son producidas por las frutas rosáceas (manzanas, albaricoque, nectareina, fresa…).

En cuanto a las frutas y verduras que más alergias provocan, podemos citar: melocotón, kiwi, fresa, melón, tomate, plátano, aguacate, manzana, cereza, uva, albaricoque, pera, higo y papaya.

Tratamientos y consejos a tener en cuenta

alergia a frutas y verdurasUna vez que se ha diagnosticado la alergia a frutas y verduras, como en cualquier otra alergia alimenticia, lo más indicado para la prevención es evitar incluir en nuestra dieta dichos elementos.

Podemos seguir una serie de consejos tales como:

– Pelar la fruta. Algunos alérgenos se encuentran en la piel de frutas y verduras.

– Tener en cuenta las reacciones cruzadas (con otras frutas y verduras, polen, latex)

– Algunas vacunas para alergias a determinados pólenes pueden mejorar la alergia a determinadas frutas

– Ya existe la primera vacuna sublingual para la alergia al melocotón

Pormagdaall

Alergia al huevo. ¿Qué componentes causan esta alergia?

Cuando hablamos de alergia al huevo, nos estamos refiriendo a la reacción que presenta nuestro organismo ante las proteínas del huevo (con intervención del sistema inmune). También pueden aparecer síntomas por contacto y contaminación cruzada.

El huevo es la causa más frecuente de alergias alimenticias en niños. Aparece antes de los 2 años y suele desaparecer durante los primeros 6 años.

Componentes que desencadenan la alergia al huevo

El huevo consta de dos parte: clara y yema.

La clara es la que más cantidad de proteínas tiene. Por esa razón, lo más frecuente es presentar alergia sólo a proteínas de la clara:alergia al huevo

  • Ovomucoide. Es la proteína más alérgica debido a su resistencia al calor (cocinado) y a las enzimas digestivas.
  • Ovoalbúmina.
  • Ovotransferrina o conalbúmina
  • Lisozima.

Es menos frecuente presentar alergia sólo a proteínas de la yema:

  • Gránulos.
  • Livetina o albúmina sérica. Esta proteína es la responsable del síndrome ave-huevo. En un principio aparecen síntomas respiratorios por exposición a aves y, secundariamente, síntomas alérgicos tras la ingestión de huevos.
  • Lipoproteínas de baja densidad.

alergia al huevoEn el término medio, nos encontramos con que, la alergia al huevo, se da tanto ante proteínas de la clara como de la yema.

En un principio, las personas con alergia al huevo, pueden comer pollo o gallina (también otras aves). Si la alergia es a la yema, tal vez puedan presentar algún tipo de problema.

Precauciones

Es difícil separar clara y yema sin que se mezclen, por lo cual ha de evitarse el huevo entero. Existe, además, reactividad cruzada entre proteínas de clara y yema, y entre huevos de distintas aves.

Hay componentes que crean dudas. Si éstos fuesen puros, no habría problema. Sin embargo, en el proceso de separación pueden arrastrar proteínas, así que es mejor evitarlos:

  • Lecitina (E-322). No es una proteína, si no un lípido o grasa, por lo que no provoca alergia.
  • Luteína (E-161b). Tampoco es una proteína y no produce alergia.

Aunque no es frecuente, pueden existir alergias no mediadas por IgE (llamadas también intolerancias alimenticias). Suelen pasar inadvertidas y se debería estudiar en cuadros de diarreas crónicas sin causas demostradas.

Pormagdaall

Cancer de piel. Cómo evitar que el sol se convierta en un riesgo

El cancer que con más rapidez está aumentando en todos los grupos de edad es el cancer de piel.

El sol nos ofrece beneficios para nuestra salud. Nos aporta vitamina D que es necesaria para mantenernos saludables y mejora nuestro estado de ánimo. Hay que tener en cuenta que, con una exposición de 15 minutos al día, es suficiente para recibir la cantidad diaria recomendada de vitamina D.

Con exposiciones largas, el sol puede hacernos daño a corto y largo plazo. A corto plazo, podemos arriesgarnos a sufrir quemaduras, fotodermatitis, manchas, fotoinmunosupresión (herpes labialis) o fotosensibilidad. A largo plazo, el exceso de sol se va registrando en la piel y acelera el envejecimiento de la piel y puede provocar cáncer.

Los responsables de todo esto son los rayos ultravioletas (UV):

  • UVB. Afectan a la epidermis. Son los que estimulan el bronceado y los responsables de quemaduras y daños cutáneos. Son especialmente dañinos al mediodía.
  • UVA. Esta radiación es la más peligrosa. Presente todos los días, incluso en días nublados. Penetran en la dermis (capa profundad de la piel). Son los responsables de los daños a largo plazo.

Por todo ello, es imprescindible tomar precauciones:

  • fotoprotección
  • exploración de lunares
  • visita al dermatólogo ante cualquier signo sospechoso

Si lo que queremos es lucir un aspecto bronceado, hay una gran variedad de bronceadores sin sol (cremas autobronceadoras, aerosoles o pastillas). Siempre con cuidado para no presentar un color anaranjado en nuestra piel.

Prevención del cancer de piel

cancer de piel

  • No exponerse al sol sin fotoprotección. Si vamos a pasar tiempo al sol, debemos usar protector solar, ropa protectora, gafas de sol y gorra. Elegir un protector que proteja tanto de los UVB como de los UVA. Los más recomendables son los que utilizan filtros físicos, pues no son absorbidos por la piel. Actúan reflejando la luz ultravioleta. Muy recomendables para las personas que reaccionan ante agentes químicos o pieles muy sensibles.
  • Evitar el sol en las horas centrales del día (12:00 a 17:00 h.). Si no fuera posible, tener muy en cuenta la anterior recomendación.
  • No exponer al sol a menores de 3 años. Su piel es muy sensible y delicada. Su sistema defensivo se está formando.
  • Autoexaminar lunares o manchas. Comprobar si aparecen nuevos o si cambian de tamaño, color o forma.
  • Tener cuidado con algunos medicamentos y cremas que pueden ser fotosensibles.
  • Prescindir de las cabinas de bronceado de rayos UVA.